Polvorín Por: José Angel Solorio

 

 

 

POLVORIN

Se le cae el puente, el parque y la candidatura…

 

El alcalde capitalino Alejandro Etienne Llano es lo que se dice un hombre de mal fario. El pueblo ha descrito la naturaleza de esa facultad –muy extraña por cierto- con refranes aleccionadores:

 “Cuando no le llueve, le llovizna…”
 “Si manejara un circo…le crecerían los enanos”.
 Apenas estaba festinando su trabajo al frente de la comuna en su Primer Informe y todo se derrumbó. El puente de la colonia Moderna se colapsó. Una obra –que se anunció pasajera en tanto llegaba el gran puente de 50 millones- que había sido paliativo al recurrente problema de las lluvias para esa comunidad fue destrozada por la creciente de un río que tradicionalmente arrastra piedras y polvo.
 Mala suerte.
 Bien a dicho el filósofo: cuando el poder de la naturaleza desquicia el entorno, mucho tiene que ver la naturaleza del Poder…
  Lo que se tiene que ver, en el caso del glorioso puente de la Moderna, y en el resquebrajamiento del parque Praxedis Balboa es porqué esas obras fueron construidas con tan deficientes materiales y tan deplorables técnicas. Culpar a la naturaleza como única causa de los desbarajustes en la ciudad es una insensata explicación.
 ¿Y las fianzas de las obras?…
 ¿Y los seguros que deben manejar todas las empresas constructoras?..
 El alcalde Etienne Llano debe un recuento de los estropicios a la sociedad victorense. Y no sólo eso. Tiene la obligación de ordenar una investigación para llamar a cuentas esas empresas de la construcción que han lucrado con las necesidades del pueblo sin pudor y sin la menor pizca de recato. A menos claro, que haga caso omiso y se pase de facto al bando de los ventajistas.
  A alcalde se le cayó el puente.
 A Etienne Llano, se le derrumbó el parque de beis.
 Al ex Magistrado, se le pulverizó la candidatura.
 Con esa mala pata, no sería sorprendente que un día de estos, salga -con la seriedad y solemnidad que le caracterizan- y anuncie que se le derrumbaron los cordones y las banquetas…